Aprende más acerca del Agua

Las madreviejas

Las madreviejas son lagos o ciénagas con forma de herradura, que se forman en meandros abandonados o antiguos tramos de ríos que se aislaron del cauce principal. Se encuentran en las planicies inundables de tierras bajas.

En la época de creciente mantienen conexión con el río, pero la pierden en la época de poco caudal, y con el tiempo, el canal que los comunica se llena de sedimentos.

Cuando la distancia entre el flujo principal y el cuerpo de agua aislado se hace mayor, se pierde la conexión entre ambos sistemas y la madrevieja se convierte en una laguna independiente.

Las madreviejas son ambientes particularmente atractivos para gran diversidad de peces, anfibios, reptiles y mamíferos.

Las comunidades de plantas acuáticas, insectos, peces y aves, asociadas con estos humedales, son las que experimentan los cambios más evidentes en su composición, entre las épocas de aguas bajas y altas.

La vegetación flotante, como el buchón y la lenteja de agua, y la emergente arraigada en el fondo, pero con sus partes vegetativas en la superficie, como los nenúfares o lotos, los juncos y las herbáceas de las orillas, abundan en la época de aguas bajas y son el hábitat de diversos invertebrados como escarabajos, mosquitos, libélulas, arañas y caracoles, entre otros, que son alimento para muchas aves zancudas. Sin embargo, en la época de aguas altas, estas plantas se vuelven escasas o están sumergidas, lo que se refleja consecuentemente en la abundancia de tinguas, gallitos de ciénaga y diversas aves zancudas. También los chorlitos y otras aves playeras migratorias del hemisferio norte pueden ser más abundantes en la época de aguas altas y estar ausentes en la época de aguas bajas o viceversa, lo que depende del régimen hidroclimático de la cuenca donde se localiza la madrevieja.

Fuente:Ecolibro Microecosistemas de Colombia Biodiversidad en detalle

Aprende más acerca del Agua